SENTENCIA EN APELACIÓN TSJ MADRID: 20 MESES DE PRISIÓN Y MULTA 1.500€ (Nulidad Registro) (Suspensión Pena)

SENTENCIA AUDIENCIA PROVINCIAL:  4 AÑOS DE PRISIÓN Y MULTA 4000€

ESTRATEGIA DE DEFENSA:

Se condenó en primera instancia a nuestro cliente  como autor de un delito contra la salud pública de sustancias que causan grave daño a la salud a la pena de 4 años de prisión, tras incautarse en un domicilio del que hacía uso cerca de 1000 pastillas de éxtasis, derivados del cannabis y 258 plantas de marihuana y útiles para su cultivo.

El recurso de apelación se centró en la vulneración del derecho fundamental a la inviolabilidad del domicilio, ya que tras acudir los bomberos al domicilio antes señalado a sofocar un incendio provocado por un fallo en el cuadro eléctrico,  detectaron la existencia de las plantas de marihuana y otros efectos, lo que justificó que se avisara a la policía para que se personaran en el domicilio con los fines de asegurar el mismo y dar cuenta de la noticia al juzgado correspondiente para instar la correspondiente orden de entrada y registro, como finalmente así se hizo por parte de los mismos.

No obstante, y bajo el argumento de tratarse de un delito flagrante , asumido y aceptado por el Órgano de instancia que dictó la primera sentencia condenando a nuestro cliente, la policía decidió llevarse del domicilio, antes de solicitar al juzgado la oportuna orden de entrada y registro, todos los efectos que pudieron transportar a excepción de las 258 plantas de marihuana, las cuales sí fueron intervenidas bajo el amparo una resolución judicial habilitante del registro y bajo el control de la comisión judicial.

Así las cosas, en el recurso de apelación señalamos que el derecho fundamental invocado se había vulnerado de forma intensa, ya que la doctrina del hallazgo casual para que sea válido debe realizarse en el contexto de una actuación judicial regular, es decir, en el marco de un registro judicialmente autorizado, siendo eso precisamente lo que en el caso debatido faltaba, lo que provocó la estimación de nuestro recurso.

Al entenderse por el TSJ de Madrid que el derecho fundamental a la inviolabilidad del domicilio había sido vulnerado, lo anterior ocasionó la nulidad de los efectos intervenidos por la actuación policial, pudiéndose sólo tener en cuenta los que fueron intervenidos bajo la autorización judicial, siendo únicamente las 258 plantas de marihuana, por lo que la condena se limitó al tipo básico del delito contra la salud publica de sustancias que no causan grave daño a la salud, y dejando fuera al éxtasis que era lo que disparaba la pena.

Por este motivo, la segunda sentencia limitó la pena a 1 año y 8 meses de prisión, y al ser esta pena inferior a 24 meses, supuso en términos prácticos conseguir que nuestro cliente no entrase en prisión al poder suspenderse la misma conforme al artículo 80 y siguientes del CP.

Puede consultar aquí el texto de la sentencia de apelación: Sentencia